Albornoz denuncia que personas de la iglesia católica del pueblo “El Quinche” les arrojaron agua y alimentos en mal estado mientras ellos hacían un culto al aire libre.

“Estábamos todos en la plaza preparándonos para predicar, estaban nuestros hermanos con parlantes y otros estaban orando, cuando salieron varias mujeres a lanzarnos frutas y huevos podridos sin haber empezado la actividad”, dice.

Trataron de mediar palabra con las personas pero había más gente de todos lados, los cuales comenzaron a golpear a los hermanos sin razón aparente.

El hermano de la víctima, Isaías Siguano, denunció que las personas los trataron como si fueran delincuentes, “Yo estaba defendiendo a mi hermano y me dieron con un palo en la cara”, cuenta.

Los golpes más graves se los llevó Jaime Quizai, a quien le partieron la cabeza y la frente en un ataque violento de 20 personas, quienes también le rompieron la ropa.

Asimismo cuenta el pastor Albornoz que los atacantes también patearon a los niños y les lanzaron comida podrida, y que las autoridades apoyaban tales actos.

La iglesia “Momento de Fuego” ha soportado los ataques de la iglesia del Quinche, la cual se caracteriza por ser un pueblo extremadamente católico. Hasta los momentos, la congregación espera respuesta de las autoridades ante los hechos ocurridos.

Fuente: BibliaTodo

comments