El Ministerio de Relaciones Exteriores ve tendencias positivas en las relaciones entre Israel y Europa e incluso se ha ganado a algunos de los escépticos de los Acuerdos de Abraham, informo el portal Jerusalem post.

“Durante años, los estados europeos conectaron el desarrollo de relaciones con Israel con el conflicto con los palestinos”, dijo el lunes el ministro de Relaciones Exteriores, Gabi Ashkenazi, en una videoconferencia con embajadores israelíes en Europa. “El objetivo del ministerio ha sido reducir la tensión y la conexión y continuar avanzando en el diálogo bilateral mientras se aborda el problema palestino”.

Ashkenazi dijo que mejorar los lazos con Europa ha sido su prioridad desde que asumió el cargo en mayo y, en ese frente, ha buscado “un diálogo directo, positivo y constructivo”, en lugar de la “diplomacia del megáfono”.
La directora general adjunta del Ministerio de Relaciones Exteriores para Europa, Anna Azari, dijo que hace un año, cuando preparó su programa de trabajo para 2020 y analizó los desafíos y objetivos que tenía por delante, el retroceso de la posibilidad de que Israel pudiera extender su soberanía a partes de Judea y Samaria fue en la parte superior de la agenda.

“Hubo pronósticos catastróficos de tensiones en todos los ámbitos”, dijo Azari.
Pero una vez suspendida la “ anexión ”, a favor de los Acuerdos de Abraham firmados con Emiratos Árabes Unidos y Bahréin, “tuvimos de dos a tres meses al revés, incluso de manera exagerada, que pronto solucionaremos todos nuestros problemas con Europa ”, Relató.

Ahora que el polvo se ha asentado, Azari dijo que la atmósfera para el diálogo con los países europeos aún ha mejorado significativamente desde donde estaba hace un año.
Al mismo tiempo, Azari dijo que “en muchos, pero no en todos los estados de la UE, hubo una respuesta fría o incluso molesta a los Acuerdos de Abraham”.
Muchos de esos estados se comportan como si “los palestinos vinieran antes que cualquier otra cosa” y, como tal, “su supuesto de trabajo era que los procesos de paz con otros países, que en su mayoría llaman normalización, significa que abandonaremos a los palestinos”, explicó Azari.

El Ministerio de Relaciones Exteriores ha estado trabajando para ayudar a esos diplomáticos europeos a comprender el cambio de paradigma de Oriente Medio.
“Tuvimos que explicar que no ha pasado nada negativo; lo contrario es cierto ”, dijo, y en los meses siguientes, muchas de las actitudes hacia los acuerdos han cambiado para mejor.

Azari atribuyó el crédito al uso Ashkenazi del lema “de la anexión a la normalización” en reuniones con los ministros de Relaciones Exteriores europeos, y dijo repetidamente que la puerta de Israel está abierta a los palestinos, como instrumento para calentar las actitudes de muchos estados europeos hacia los Acuerdos de Abraham.

“La imagen es mejor de lo que esperaríamos”, dijo. “Para muchos, el diálogo con los palestinos sigue siendo lo más importante, pero se están dando cuenta de que la razón por la que no hay diálogo son los propios palestinos. Estamos en un lugar mejor que hace un año en ese sentido ”.

Durante 2020, 13 ministros de Relaciones Exteriores y dos primeros ministros de Europa visitaron Israel, y Ashkenazi participó en una reunión de ministros de Relaciones Exteriores de la UE en Berlín este verano, algo a lo que ningún ministro de Relaciones Exteriores israelí había sido invitado a hacer antes.

Además, siete países (Alemania, Austria, Estonia, Eslovenia, Lituania, Letonia y la República Checa) prohibieron a Hezbollah en su totalidad, a diferencia de la política de la UE, que permite que un “brazo político” del grupo terrorista libanés opere en el continente.

“La realidad es contraria a la imagen de Europa entre los israelíes de que todos están en contra nuestra”, dijo Azari.
El Ministerio de Relaciones Exteriores divide a los estados miembros de la UE en tres categorías: solidarios, medios y desafiantes, y los dos primeros son más grandes que el tercero, aunque el ministerio no divulgó quién está en qué grupo.

Israel ha trabajado para mejorar las relaciones con subgrupos de apoyo dentro de la UE, como los países de Visegrad (Hungría, República Checa, Eslovaquia y Polonia), los estados bálticos, y el “Triángulo de la Energía” de Grecia y Chipre con Israel, lo que ayudó a influir positivamente en la UE en general. política hacia Israel el año pasado, dijo Azari.

Azari dijo que ha visto algunas tendencias positivas en la categoría “desafiante”, especialmente cuando se trata de la voluntad de apoyar una reunión del Consejo de Asociación UE-Israel, el organismo destinado a fortalecer los lazos bilaterales entre los dos, que no se ha convocado desde 2013. , con algunos estados de la UE denegando la autorización en protesta contra las políticas israelíes hacia los palestinos. El Alto Comisionado de Asuntos Exteriores de la UE, Josep Borrell, se ha mostrado firmemente a favor de la reinstalación del consejo de asociación desde que Israel suspendió los planes de anexión.

El Ministerio de Relaciones Exteriores también está en diálogo con la UE y los estados miembros individuales para detener la construcción ilegal en el Área C de Cisjordania y coordinar cualquier construcción adicional con Israel, pero el asunto aún no se ha resuelto.

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *