EE. UU. es ‘más permisivo’ para cirugías transgénero en jóvenes que Europa, revela estudio

Una comparación de las leyes europeas y estadounidenses realizada por investigadores de Do No Harm muestra que los menores estadounidenses pueden obtener más fácilmente bloqueadores de la pubertad, terapias hormonales y cirugías de reasignación de sexo que los jóvenes de los países europeos, informa Fox News.

Según el Dr. William Malone, endocrinólogo certificado por la junta, el entorno político de los EE. UU. hace que sea más difícil para los médicos criticar el uso de intervenciones médicas no probadas, fuera de etiqueta (no aprobadas) y potencialmente riesgosas, por temor a la condena política o social.

“Estamos lidiando con lo que puede ser el mayor escándalo médico y ético de los tiempos modernos”, dijo el médico a Fox News. “La medicina transgénero es un gran negocio, y los jóvenes en transición hoy serán pacientes médicos de por vida durante los próximos 60 años o más. La salud mental entre los jóvenes está en su punto más bajo, lo que los hace particularmente vulnerables a las soluciones que sugieren una ‘solución fácil'”.

Estados Unidos y Europa

Mientras que EE. UU. se inclina hacia tratamientos transgénero para menores, el Reino Unido se mueve en la dirección opuesta.

En julio pasado, Inglaterra cerró su única clínica de identidad de género dedicada específicamente a niños y jóvenes, luego de informes de que tales tratamientos “no son seguros”.

El estudio encontró además que el “servicio de identidad de género” en Tavistock y Portman NHS Foundation Trust estaba apresurando a los niños a tomar medicamentos riesgosos y someterse a una cirugía irreversible en nombre de la disforia de género , a menudo ignorando el tratamiento de problemas de salud mental.

El informe indicó que “la maduración del cerebro puede verse interrumpida de forma temporal o permanente por los bloqueadores de la pubertad, lo que puede tener un impacto significativo en la capacidad de tomar decisiones complejas y cargadas de riesgo, así como posibles consecuencias neuropsicológicas a largo plazo”.

Al igual que el Reino Unido, Suecia también se ha alejado de los tratamientos transgénero para menores.

El país actualizó recientemente sus guías de tratamiento para niños con síntomas de disforia de género, admitiendo que “la atención se ha caracterizado por deficiencias en la accesibilidad y falta de conocimiento sobre los resultados de la atención”.

Las actualizaciones de la política sueca se producen varios meses después de que el consejo dejara de recetar bloqueadores de la pubertad y hormonas del sexo opuesto a los ciudadanos menores de 18 años. La Junta Nacional de Salud y Bienestar también está reduciendo la realización de mastectomías en menores.

Joe Biden

Estos hallazgos han sido noticia internacional, ya que la administración de Joe Biden apoya las cirugías de reasignación de sexo para adolescentes.

El presidente ha argumentado enfáticamente que estos procedimientos que alteran la vida de los menores deben ser cubiertos por el dinero de los contribuyentes.

El secretario de Salud y Servicios Humanos, Xavier Becerra, dijo en diciembre que la Casa Blanca apoya el uso de fondos gubernamentales para procedimientos transgénero para menores y adultos que los profesionales de la salud consideren “médicamente necesarios”. Becerra repitió una vez más la afirmación izquierdista de que tales tratamientos “salvan vidas”, según CBN News.

Biden le dijo recientemente al activista transgénero de TikTok Dylan Mulvaney este otoño que las leyes que prohíben la cirugía transgénero irreversible en niños son “escandalosas” e “inmorales”.

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *