Iglesia católica en Alemania aprueba bendición para matrimonio gay

La Iglesia Católica en Alemania ha decidido que comenzará a ofrecer bendiciones a uniones del mismo sexo, divorciados y personas que se han vuelto a casar civilmente. La decisión fue tomada en una reunión en Fráncfort de la Asamblea Sinodal, un foro de diálogo creado para impulsar la reforma del catolicismo en el país.

Según la agencia de noticias católica alemana KNA, la Conferencia Episcopal Alemana y el Comité Central de Católicos Alemanes deben “desarrollar e introducir celebraciones litúrgicas apropiadas de manera oportuna” para que la medida entre en vigor.

Se formará un grupo de trabajo para crear un libro de trabajo que especificará cómo deben llevarse a cabo las celebraciones de bendición. Cada obispo podrá implementar las celebraciones de bendición en su diócesis una vez que el libro de trabajo esté listo. Las experiencias serán evaluadas en 2026.

De los 202 miembros de la asamblea, 176 votaron a favor, 14 en contra y 12 se abstuvieron, logrando la mayoría de dos tercios necesaria para el cambio. Permitir ceremonias de bendición entre personas del mismo sexo fue una de las demandas centrales en el proceso de reforma llamado Camino Sinodal, que está en marcha desde 2019.

El Camino Sinodal es un movimiento católico progresista que busca, por ejemplo, acabar con el celibato de los sacerdotes y tener mujeres como diaconisas. El movimiento fue lanzado por la Iglesia en Alemania en medio de un número récord de católicos que abandonan las congregaciones y también debido a casos de abuso sexual que involucran a la institución.

En 2021, el número de católicos cayó por debajo del 50 % de la población alemana por primera vez en la historia. En el pasado, el Vaticano ha argumentado que ve los llamamientos del Camino Sinodal como iniciativas que podrían dividir a la Iglesia.

En 2021, el Vaticano ya advirtió que la bendición de parejas homosexuales no está permitida según la doctrina de la Iglesia católica y que este tipo de unión “no puede ser reconocida objetivamente según los planes revelados de Dios”. En julio de 2022, la Santa Sede advirtió a los reformadores alemanes que no tienen autoridad para instruir a los obispos sobre cuestiones morales o doctrinales.

Las celebraciones de bendición ya se practican en muchas comunidades católicas alemanas, pero tienen lugar en un área gris en términos de derecho canónico y en reuniones privadas. Ahora los sacerdotes que dan sus bendiciones no necesitan temer más sanciones. Los divorciados que se vuelven a casar también deberían poder ser bendecidos.

La decisión de la Iglesia Católica Alemana de brindar bendiciones a las parejas del mismo sexo es una desviación significativa de la posición anterior del Vaticano. La medida es vista como un gran desafío y una prueba de fuego para la capacidad
comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *